Receta de lavash, el wrap original


Valoraciones:
Malo, como pan de plásticoRegular, como cruasán a la planchaNo está mal, como mi primer pan caseroBueno, como mi quinto pan casero¡Estupendo! Me acabo de comer la hogaza enterita
Cargando...
6 Comentarios

Receta de lavash, el wrap original

Valoraciones:
Malo, como pan de plásticoRegular, como cruasán a la planchaNo está mal, como mi primer pan caseroBueno, como mi quinto pan casero¡Estupendo! Me acabo de comer la hogaza enterita
Cargando...
6 Comentarios

Sobre esta receta

Agua, sal y harina es todo lo que necesitas para hacer este pan ácimo sin necesidad de torturarse encendiendo el horno durante el verano. Si además tienes unas brasas cerca, puedes usar la plancha Celsius para cocinarlo e ir envolviendo los trozos de carne o pescado a medida que salen de la parrilla.

Si te pasas el día en bañador, chanclas y camiseta, en El Amasadero recomendamos llevar esta estética estival a la mesa y olvidarse del cuchillo y tenedor para comer con las manos. Si meterle un bocado a un pincho agarrándolo por un lado y tirando con los dientes hacia el otro tiene el atractivo de lo primitivo, tampoco hay que asilvestrarse hasta volver al taparrabos. Ante todo, informal pero arreglá. Si la carne a la brasa es el chandal, el lavash son los tacones, un complemente parrillero para la gente elegante y cosmopolita.

Así que dale a la Celsius (o una sarten) y envuelve tus trozos de carne en esta fina lámina de masa, condimenta con encurtidos, perejil, tomate y un chorro de limón y come con elegancia un wrap casero asegurándote de que levantas un meñique para dejar clara tu clase.

Ingredientes

  1. Mezcla los ingredientes y amasa durante 10 minutos hasta obtener una masa suave y que no sea pegajosa.
  2. Divide en 8 trozos, bolea y deja reposar tapadas 10 minutos.
  3. Si quieres usar la plancha Celsius, colócala sobre una parrilla en la que haya brasas. Si no, pasa al siguiente paso.
  4. Echa harina en la encimera y aplana una bola con los dedos y luego extiéndela con un rodillo hasta obtener lo más parecido a un círculo que puedas. Reserva, tapádonlo con un trapo, y repite este paso con otras dos bolas de masa.
  5. Mientras aplanabas las otras bolas, la masa de la primera se habrá relajado y podrás hacer el estirando final con más facilidad. Coge de nuevo el rodillo y dale unas pasadas hasta obtener una masa fina de unos 30 cm de diámetro. Si quieres una lámina más fina, te recomiendo que lo hagas como se ve en el siguiente vídeo:
  6. Coloca la lámina sobre la plancha Celsius (o en una sarten a fuego medio-fuerte) y cocina durante 30 segundos. Dale la vuelta y cuece durante un minuto más (si las láminas no son muy finas, puede que tengas que cocer un poco más).
  7. Retira de la sartén y reserva tapado con un paño de cocina mientras haces el siguiente lavash. Repite el punto 4 hasta cocinar toda la masa.

Trucos y consejos

Si alargas la cocción el lavash te quedará crujiente. Podrás romperlo en trozos para mojar en salsas o para hacer fatoush.

Una forma de conseguir un lavash delgado es pasar alternativamente la lámina de masa de una palma de la mano a otra con un movimiento decidido e intentando que gire ligeramente en el aire. Requiere un poco de práctica, pero serás capaz de estirarlo más que con el rodillo.

Entradas recientes

Todas las categorías